Negocios & Política
Compartí

Temen el regreso de los ROEs | En el campo creen que vuelven los cupos de exportación y se preparan para la guerra

El Gobierno nacional decidió levantar el cierre de exportaciones de maíz después del acuerdo al que llego con el Consejo Agroindustrial. De esta manera, los exportadores no podrán superar las 30.000 toneladas de exportación diarias del ciclo 2019/20. De todos modos sigue el paro.

12 Enero de 2021

El campo se queja por el maiz, pero piensa en la soja
El campo se queja por el maiz, pero piensa en la soja — (Archivo)

Pese a la medida del Poder Ejecutivo, hay alerta en el campo por el regreso de los cupos exportables y dudas por quien contralará el nuevo Registro de Exportación. Aunque en el Gobierno niegan que vayan a volver los ROEs.

En este contexto, Agricultura parece haber tomado el protagonismo que reclamaba el ministro Luis Basterra, quien, a través de la Subsecretaría de Mercados, llevará adelante el monitoreo de los envíos, "a fin de garantizar la disponibilidad para la demanda interna de maíz de la campaña 2019/20".

Entre los exportadores de granos los ROE (Registros de Operaciones de Exportación) son leídos como la "Genesis" de lo que fue la guerra con el campo durante el kirchnerismo y muchos creen que estamos ante una situación similar a las de 2008, cuando el conflicto con los grandes exportadores de granos y carne escalo hasta convertirse en un conflicto de magnitudes impredecibles. De hecho, no son pocos los que recuerdan que los ROE se iniciaron en 2008, cuando Guillermo Moreno era secretario de Comercio Interior y Ricardo Echegaray titular de la ex ONCCA. Entre los exportadores dicen que los ROEs fueron usados siempre discrecionalmente para administrar las exportaciones agropecuarias.

Ahora temen que el mecanismo vuelva a ser el mismo: es decir que para exportar maíz se deba primero pasar por la Aduana y aparte el ROE para vender los granos.  En el gobierno en tanto desmintieron que eso vaya a pasar y recordaron que, en sus inicios, los ROEs nacieron en 2006, luego de que Néstor Kirchner decidiera cerrar las exportaciones de carne y comenzará a usar los ROEs como herramienta estadística. 

Pero en el campo nadie confía, y por eso las autoridades de la Sociedad Rural (SRA), Federación Agraria (FAA) y Confederaciones Rurales (CRA) confirmaron que sigue en pie el cese de comercialización de granos que comenzó este lunes y culmina el próximo miércoles. El paro se acató: los principales mercados casi no mostraban actividad durante la jornada de este lunes y los productores adheridos a dichas entidades no estaban enviando ni comercializando granos en respaldo a la medida de fuerza contra la política agropecuaria del Gobierno. Así, la última cotización del maíz disponible en la zona de Rosario (Up River) fue el viernes pasado cuando operó a 16.950 pesos por tonelada. Se trata de un precio superior a los 16.700 pesos ofrecidos un día antes y casi el doble respecto a un año atrás (8940 pesos)

Las críticas de Cambiemos

Uno de los críticos más fuerte a estas medidas es el ex ministro de agricultura de Mauricio Macri, Ricardo Buryaile. "El Gobierno vuelve a despreciar al campo imponiendo un cepo diario al peor estilo Moreno. El odio a quien trabaja la tierra los conduce. Buscan un conflicto, buscan un enemigo", apuntó. Un informe de la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR) indicó que, a dos meses de la nueva cosecha de maíz, hay en el mercado unos 10 millones de toneladas disponibles sin vender, al tiempo que la demanda interna alcanzaría las 500.000 toneladas. Así las cosas, en los próximos 60 días se podrían exportar apenas 1,8 millones de toneladas. El mercado tiene capacidad para enviar al exterior alrededor de 9,5 millones de toneladas satisfaciendo las necesidades del consumo local.

La pelea por el dólar

Pero la verdad es que toda la pelea entre campo y gobierno se debe al precio de los granos: la semana pasada cerró en u$s506 por tonelada y sigue arriba de los u$s500, lo que significa la cotización más alta desde inicios de 2014. Entre mediados de abril del año pasado a esta fecha, la oleaginosa subió u$s200 por tonelada, lo que implica un alza acumulada del 70%., La recuperación en el precio del maíz implicó pasar de u$s130 por tonelada a u$s195 (50% de aumento) y con el trigo se registra un alza desde los u$s180 hasta los u$s230 por tonelada (casi 30% arriba).