Negocios & Política
Compartí
etiquetas
CAC Construcción

La construcción se desmorona y las grandes arman su propia cámara

Se desprenden de la Cámara Argentina de la Construcción porque, aseguran, hoy son todas pymes y no hay espacio para los temas que ellos desarrollan. La pelea por la sucesión de fondo

30 Noviembre de 2020

La construccion, clave en el desarrollo postpandemia
La construccion, clave en el desarrollo postpandemia — archivo

La Cámara de la Construcción (Camarco) no logra encausar su discusión interna desde que salió a la luz la causa de los cuadernos en donde se señalaba a alguno de sus máximos exponentes -y alguno figura como testigo arrepentido- de haber pagado coimas para acceder a licitaciones.

Esa situación hizo que muchas de las firmas más importantes fueran "descabezadas" y hasta algunos de sus dueños fueran invitados a vender sus acciones para que la empresa pueda seguir participando de las licitaciones. Pero, además, hizo que el resto se sintiera "perseguido" por parte de la administración de Cambiemos en pos de darle lugar a los "nuevo" constructores en detrimento de los "históricos".

Con las firmas más fuerte fuera de la mesa, el sector no lograba reponer su conducción. Nadie quería ser la cara visible de un sector señalado como corrupto y lentamente la Cámara quedó representada por empresas de menor porte.

Pero los tiempos cambian y los grandes empezaron el desembargo en la Camarco en busca de ser nuevamente los "jefes" de la entidad. Sin embargo, las empresas que hoy comandan la Camarca se abroquelaron y lograron frenar el embate.

Esto lo que terminó sucediendo es que las "grandes" decidieron armar un nuevo espacio. Encabezadas por Techint y Panedile, las "grandes" compañías están armando una cámara propia mientras, sabiendo que no lograría la presidencia de la Camarco, 

"No quieren que la cámara se convierta en una pyme, entonces van a armar una paralela para las grandes y que quede Camarco como está. Buscan generar un espacio en donde las grandes ´puedan dicustir sus problemas y hoy no tienen espacio en la Camarco. Además, no compiten porque trabajan en un ámbito más grande, relacionadas al financiamiento y las grandes obras de infraestructura", explicó una fuente cercana a esta nueva organización.

La realidad es que la decisión es una mezcla de que las grandes constructoras no se sienten representadas en la Camarca y que no lograron ganar la interna contra la conducción que hoy detenta Iván Szczech, de buen trato con el ministro Gabriel Katopodis y la Casa Rosada. 

Las empresas que hoy están dando un paso al costado tienen mejor comunicación con el massimo y con el cristinismo.

Además, uno de los puntos de inflexión fue el acto del día de la Construcción en donde Szczech avalara la decisión de Alberto Fernández de aplicar la ley de Abastecimiento ya que uno de los sectores que está mostrando problemas para entregar el del hierro, donde el principal jugador es Techint.

Aunque el presidente Alberto Fernández no dio nombres ni de empresarios ni de empresas, dijo que en el Gobierno detectaron que hay “alguien” que tiene la “nefasta actitud” de comprar la producción de materiales de construcción y retenerla. Y todos miraron a Rocca quien ya tuvo un problema con la Casa Rosada y que últimamente lo nombra sin nombrar, ya que todos se acuerdan de la frase "hermano, esta vez colaborá" que no tenía otro destinatario que el empresario italoargentino.